Nacionales

160 años de prisión para mareros por nueve casos de asesinatos

El Tribunal  Cuarto de Sentencia de San Salvados condenó a penas que oscilan entre 10 y 160 años de cárcel a 21 pandilleros por nueve casos de homicidio agravado y agrupaciones ilícitas.

Los pandilleros que recibieron mayor pena de años son Erick Ramírez, William Benítez Díaz y Julio César Ortiz.

En el juicio se contó con la declaración de un testigo con criterio de oportunidad con clave “peligro”, la que fue corroborada con prueba documental y pericial, como es el acta de levantamiento de cadáver y autopsia, confirmando la forma en que le dieron muerte a cada una de las víctimas.

Según señaló el testigo criteriado, el móvil de los homicidios en alguno de los casos, era porque creían que las víctimas eran de la pandilla contraria.

Uno de éstos, el de la víctima mortal Moisés Salazar Amaya, quien era cuñado del imputado William Benítez Díaz condenado a 135 años, éste último fue privado de libertad por la pandilla contraria, pero la victima Salazar Amaya le salvó la vida. Lo que despertó sospecha al ahora condenado y lo identificó como miembro de la pandilla rival, ordenando la muerte de éste.

Para la jueza “ese no era motivo suficiente, ni justificado para ocasionarle la muerte al cuñado”, recalcó.

El testigo dijo además que los pandilleros encargados de cometer extorsiones, homicidios y venta de drogas, entre otros; operaban en varios sectores del municipio de San Martin y que los homicidios se cometieron entre 2015 y 2016.

Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *